A pleno sol

A pleno sol me he expuesto los tres primeros días de veraneo y ayer ya fui más calmada porque me he quemado y siento que debo ser más cautelosa pues en exceso es malo.

He pasado tres días durmiendo siesta y leyendo tumbada al sol en momento de reposo , parece como si ya no pudiera volver a dormir más porque mi cuerpo no está acostumbrado Y por la noche ya tampoco puedo dormir ..increíble el reloj interior que debo tener !

Deja un comentario

Tú dirección de correo no será publicada. Por favor, introduce nombre, email y el comentario.